miércoles, 28 de mayo de 2014

Lo que los médicos americanos descubrieron sobre sus pacientes


Un estudio en Estados Unidos reveló que el 90% de los pacientes crónicos hoy tienen un síntoma en común. El problema de ellos no comenzó con una tos, un dolor en el pecho o de cabeza. En 9 de cada 10 pacientes, el primer síntoma fue el miedo.
Esta es la opinión de un cuerpo creciente de especialistas sobre medicina psicosomática (que lidia con síntomas físicos de orígenes emocionales). El miedo a perder el trabajo, a la vejez, a la vergüenza, etc., tarde o temprano se manifiesta como “un síntoma clínico”.
A veces, el miedo no es nada más que una ansiedad superficial; a veces es tan profundo que el propio paciente niega su existencia y va de médico en médico, recibiendo inyecciones, hormonas, tranquilizantes y píldoras en una búsqueda incesante de un alivio.
¿Cuál es el antídoto para el miedo?
Es la fe. Si usted quiere tener más salud, más autoconfianza, más paz, tomar mejores decisiones, tener más éxito en el trabajo, ser más atractivo como persona – comience a invertir en su fe. Esta es la energía gratuita dentro suyo que puede traerle resultados indecibles.
No es religión. Y no es simplemente fe en cualquier cosa. Fe en algo es mejor que fe en nada, pero la fe que trae resultado, a la que me refiero, es la fe bíblica inteligente. Si usted ya la practicó, sabe de lo que estoy hablando. Si nunca la experimentó, no sabe lo que se está perdiendo.

Retirado del blog renatocardoso.com/es

martes, 29 de abril de 2014

El Mundo Gira Y Las Personas Se Vuelven Locas

Si usted se propone a hacer alguna cosa bien hecha, ¡percibirá que el mundo está de cabeza hacia abajo! Veo eso en mi día a día toda vez que alguien dice cosas del tipo:
“¿Para qué usted se sacrifica tanto para ser organizada?”
“¿Para qué hacer la cama como si estuviera en el ejército? ¡Usted la desarreglará nuevamente en la noche!”
“Para qué organizar las cosas tan bien en el refrigerador? Usted debe tener TOC…”
“Usted sabe de todos los gastos del mes? Usted no es normal…”
“Oh, su guarda ropas es dividido por colores… Usted me da miedo…”
“¿Por qué preocuparse en ser tan puntual? Yo nunca llego en el horario, ¡pues nadie llega!”
Vea que cada una de esas frases (que yo no las inventé, pero las escuché de verdad), tiene una connotación negativa de cosas que, en realidad, son positivas. Pues, ¿será que tener la casa ordenada, ser organizada y puntual y tener los pagos en día es volverse loca?
Las personas últimamente están dándose el derecho de ser desordenadas, desorganizadas y descomprometidas con lo correcto. Sin embargo, cuando el tema es divertirse, ellas dan todo de si:
“Bailaré toda la noche.”
“Haré todo para ir en aquella fiesta!”
“Tomaré hasta caerme.”
“Compraré aquella bolsa aun que gaste todo mi sueldo en ella!”
Las personas se entregan 100% cuando se refiere a “beneficios inmediatos”. Ellas quieren satisfacer sus deseos a cualquier precio, mismo que estos deseos las hagan ser más vacías y perdidas. Entonces cuando usted dice que no come una Mega hamburguesa con tocino y papas fritas, ni toma aquel medio litro de refrigerante gaseoso, ¡usted es aburrida! Que gracioso…
Es aburrido hacer dieta, pero nadie quiere engordar.
Es aburrido cuidar del dinero, pero todo el mundo quiere dinero.
Es aburrido ser puntual, pero a nadie le gusta esperar el otro.
Es aburrido tener que despertarse temprano, pero todos reclaman que no logran hacer todo lo que necesita ser hecho.
Nadie quiere se anticipar, pero todos reclaman que están siempre atrasados.
Y, para empeorar, las personas hablan de lo equivocado con un cierto glamour.
“No sé ni freír un huevo y no quiero aprender…”
“Cuando mi jefe no está, ¡no hago nada mismo!”
“Detesto ordenar la casa.”
Piense bien: ¿no es una vergüenza decir que no trabaja si no hay nadie vigilando? ¿No es una vergüenza decir que no le gusta ordenar la casa? Me quedo imaginando como será la casa de una persona que afirma con toda satisfacción que “¡no ordena la casa y punto!”.
Perdone la franqueza, pero cuando me hablan eso, me imagino que la persona vive en un cochinero. Y peor: ¡le encanta revolverse en el lodo!
Amiga, no haga caso a personas que le critican cuando usted decide hacer lo correcto. En el fondo, a ellas les gustaría hacer lo correcto, pero no tienen fuerza de voluntad lo suficiente para ello. En el fondo, a ellas les gustaría hacer lo que usted hace, pero como no hacen, la salida es criticarle.
Sea firme. Haga lo correcto y no haga caso a las críticas.
¡Nos vemos!
Patricia Lages
Retirado del blog de Cristiane Cardoso

martes, 8 de abril de 2014

Matándonos lentamente

Las palabras tienen un peso. En el momento que las dices en voz alta, en verdad se están escribiendo en el corazón de alguien, y a veces una persona va a vivir toda su vida con esas palabras …
Dios tolera nuestros corazones obstinados día tras día y aún así Él no nos destruya con palabras. Al contrario, Él siempre nos dice algo- como que siempre podemos empezar de nuevo (Isaías 43,18-19), que nunca se olvida de nosotros “(Isaías 49:15), que Él siempre estará ahí para nosotros (Mateo 28:20), que su amor es incondicional (Romanos 8:35), que somos la niña de sus ojos (Zacarías 2:8), que nuestros nombres están escritos en la palma de sus manos (Isaías 43: 16) …
Además de tener bastantes malos pensamientos a los que hacer frente, apreciamos a aquel que sabe qué, cuándo y cómo hablar.
Una de las mejores maneras de evitar poner esta carga sobre los demás es no hablar cuando estamos enojados porque es casi imposible filtrar las palabras en estas circunstancias. Deje que las cosas se calmen, tal vez usted querrá hablar al día siguiente o a lo largo de la semana … y si crees que aún no es el momento de hablar, no lo hagas.
¿Qué tal escuchar más y hablar menos?
El que guarda su boca guarda su alma; Mas el que mucho abre sus labios tendrá calamidad. 
Retirado del blog de Cristiane Cardoso

miércoles, 26 de marzo de 2014

Visita del grupo M.A a la fundación niños de mi barrio

Es muy fácil regalar amor y cariño a aquellos que tienen algo que ofrecerte,pero,¿ Que hay de admirable en esto? El verdadero cariño consiste en donar algo sin esperar recibir nada a cambio.
El viernes 14 de marzo,el grupo Mujeres en Acción estuvieron una vez más donando su tiempo y dedicación a los mas de 80 niños de la Fundación Niños de Mi Barrio,con el anhelo de que en el rostro de los niños siempre esté presente una hermosa sonrisa .El grupo Mujeres en Acción, estuvo atento a cada uno de los detalles de la hermosa fiesta que hicieron en la fundación, se les preparó una rica merienda,regalaron juguetes y un kit de higiene bucal.Donde  estuvieron presente el Dr. Geraldo y la Dr.Mercedes que aplicaron flúor en todos los niños.
Fue una tarde muy agradable para todos los que por allá estaban.




LinkWithin

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...

Reciba mensajes sobre el blog,ingrese su e-mail aquí